Posteado por: Juanjo | junio 11, 2008

Un Mundo Feliz

Título: Un mundo feliz

Autor: Aldous Huxley

Reseña:

“En esta novela utópica, Aldous Huxley abre una ventana por la que podemos tener un atisbo de un mundo feliz. Los seres humanos son creados en probetas y en serie; y desde que son fecundados se decide a que grupo pertenecerán: si será un Epsilon dedicados a las tareas manuales, feos y vestidos de caqui; si serán Beta… o pertenecerán al grupo Alpha, el de los científicos, los bellos, lo mejor y que son quienes deciden el futuro del planeta.

Todos son felices porque desde que vienen al mundo se les condiciona, a través del sueño, a aceptar la existencia que les toca y no desear más.

No existe la guerra, ni el hambre…aparentemente lo único que hay es felicidad.

Pero, ¿realmente son felices? Esto lo viene a cuestionar Jonh, un singular personaje, extraído de una reservación en la que viven los “salvajes”, que son aquellos que todavía conservan costumbre tan antiguas como tener padres y reverenciar a la muerte,

Muchas son las interrogantes que plantea esta espléndida novela, que ha pasado a formar parte del acervo intelectual de la humanidad.”

Extracto:

CAPITULO PRIMERO

“Un macizo edificio gris de solo treinta y cuatro pisos. Sobre la entrada principal, las palabras: Centro de Incubación y Acomodamiento de la Central de Londres, y en una tarjeta: Comunidad, Identidad, Estabilidad, la divisa del Estado Mundial.

La enorme pieza del piso bajo estaba orientada al Norte. A pesar del calor de afuera y de la temperatura casi tropical en el interior, sólo una luz cruda, pálida e invernal, filtrábase a través de os cristales buscando con avidez algunos ensabanados cuerpos yacentes,  algún trozo de carne descolorida, producto de las disecciones académicas; pero sólo hallaba cristal y níquel y las pulidas y frías porcelanas de laboratorio. Invierno respondía a invierno. Blancas eran las batas de los que allí trabajaban con manos enfundadas en guantes de goma color cadavérico. La luz era helada, muerta, fantasmal. Solo los tubos amarillos de los microscopios le prestan algo de vida mientras resbalaba lúbricamente sobre su pulidez, formando una larga serie de ricos destellos todo a lo largo de las mesas de trabajo.

– Esta – dijo el Director, al abrir la puerta – Es la cámara de fecundación…”

Aldous Huxley

 

Anuncios

Responses

  1. […] Un mundo feliz, de aldo huxley, ya lo acabe, aunque me costo algo de trabajo entenderlo, no porque fuera un tema muy complicado, sino que consegui una traducción un tanto extraña […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: